lunes, 27 de julio de 2009

MI ABUELA

Si supieras que te queda poco tiempo de vida, ¿dejarías una carta de recuerdo para que la leyeran tu familia una vez tu no estés?

Son temas que jamás te pones a pensar porque, por lo menos yo, no pienso morirme hasta dentro de muchos, muchos años, a ser posible miles, pero... si se me diera el caso tal vez si lo hiciera.

Y esto mismo es lo que hizo mi abuela.

Hace 5 años que murió y hace 3 me enteré que había escrito una carta para que la leyéramos.
Dicha carta está en poder de mi tía que fue la que la encontró y aunque desde que lo descubrí me ha ofrecido leerla yo la he rechazado, "por el momento" siempre le he dicho.

No he tenido el valor de leerla. Se que lo que vea en esas líneas me van a remover mucho por dentro y no he querido "de momento".

Mi abuela vivió mucho tiempo con mi familia y puedo decir que sus últimos 10 años los pasaba integramente con nosotros ya que ella por circunstancias de la vida se vio sola en una casa de alquiler con renta antigua en la que pagaba muy poquito pero que se le caía la casa a trozos y como los dueños querían que se fuera para poder vender a una constructura, aunque ella se negaba a dejar su casa en donde había criado a sus hijos y donde había visto morir a mi abuelo lo inevitable era que se tenía que ir de allí y mis padres decidieron comprar con mucho esfuerzo y ellos solos, una casita al lado de nosotros para que se viniera con todas sus cosas y no se viera sola.

Mis padres me han demostrado y me han enseñado con el ejemplo, respetar, querer, ayudar y apoyar a la gente mayor, porque gracias a mis padres mi abuela vivió sus últimos años acompañada y en su casa con sus cosas que era lo más importante para ella y no estar molestando en casa de nadie.

Mis tios querían que siguiera donde estaba para ver si la daban dinero por irse, mientras mis padres pidieron un crédito para que viviera dignamente cerca de nosotros.

Esto dice mucho a favor de mis padres y al venirse mi abuela pues también hicieron que disfrutáramos de la única abuela que nos quedaba a mi hermano y a mi.

Muchas veces iba a comer sus macarrones super pasados, su tortilla de patata bañada en aceite o su famoso pipirrana.

Aún hoy cuando llego a casa de mis padres a veces me quedo mirando la silla donde se sentaba a hacer su ganchillo o sus pasatiempos, que fue lo que la hizo tener la cabeza en perfectas condiciones hasta el final.

Y aunque teníamos nuestras regañinas, que es lo inevitable al tener tanto roce con una persona, adoraba a mi abuela y me consta que ella a mi también.

Gracias a Dios no he tenido contacto alguno con la muerte, tan solo la de ella y fue tan duro el cancer que se la llevó que el último día que me despedí de ella cuando se la llevaban de mi casa al hospital sabía ha ciencia cierta que esa sería la última vez que la vería. A penas podía caminar, se hacía todo encima y los últimos días había veces que ni nos conocía.

La ayudé a subirse al coche cogiéndola las piernas para que las pudiera entrar y la di un beso y un abrazo con el presentimiento de que sería el último y la prometí ir a verla al día siguiente al hospital. Me pegue al cristal para decirla adiós con la mano mientras las lágrimas me caían como puños y una vez arrancaron el coche me quedé en el mismo sitio diciendo adios con la mano viendo como se la llevaban.

La siguiente vez que la vi fue en el tanatorio y me pegué tal panza a llorar que los ojos se me cerraron de la hinchazón. Los únicos que permanecimos a sus pies detrás de aquel cristal en el tanatorio fuimos mi hermano, mis padres y yo, ya que el resto de la familia no entraron ni uno con el pretexto de que preferían recordarla viva y no muerta.

No se porque me sorprendió saber que había dejado una carta, porque mi abuela dejaba escrito todo, todo, en su casa tenía siempre notas por todos los lados recordándose las cosas y es más, yo que me quedé con su costurero me encontré una nota recordándose que iba a comer con ella, experiencia que os conté en mi post "EL COSTURERO DE MI ABUELA".

Siento desde hace un tiempo que ya ha llegado el momento de leer esa carta, pero no quiero leerla delante de nadie, ni de M, quiero leerla yo sola, tranquilamente, porque sé que este será el último encuentro que tendré con ella, porque no quiero que nadie me vea llorar y porque es algo que quiero hacer sola.

Se me plantea ahora como pedirla la carta a mi tía para que me la pueda quedar durante unos días y como explicarle a M que quiero estar sola cuando llegue el momento, que estaré bien, pero que quiero estar sola, porque no se si os pasara a vosotros pero hay veces que no sabes como expresarte sin ofender a nadie y poder hacer algo sin que se entere la menor gente posible.

No quiero ofender a M pidiéndole que no lea la carta y que ni siquiera este conmigo, pero tendrá que comprenderlo, porque es así como lo quiero hacer.

Pasar unos segundos con mi abuela.





MENCIONES
Bienvenida Leyre, que he pasado por tu casa pero no me deja comentarte.
Pamela gracias por tu comentario pero no le entendí.
A Susi y su compañera de trabajo que aunque no me pueda comentar se que están leyendo estas líneas y os lo agradezco mucho.
A Melocotón que la echo de menos.
Al anónimo de mi post anterior y no me puso quien era, darle las gracias por el comentario.
A Espe que me acuerdo mucho de ella y espero que aparezca para contarme que tal le va con su niña.
A Bacci que espero que su ausencia este siendo de lo más feliz con sus niños.

Y en general a todos daros las gracias por pasar a visitarme y comentarme.

18 comentarios:

*Laura* dijo...

Yo creo que M lo entenderá perfectamente, pues lo entiendo yo que no soy nada tuyo, bueno tu ciber amiga, jajajaja.

La verdad que tiene que ser super fuerte leer algo de una persona que ya no está y que encima ha sido tan importante para ti, pero seguro que cuando lo leas te quedará una paz interior alucinante, verás.

PD:Yo hablo mucho con Melo y está super bien, ahora de vacas, la daré recuerdos de tu parte, muuuuack

julia dijo...

Me has emocionado corazón, espero que consigas ese momento para ti... y para tu abuela.
Un besito enormeeeeeeeeee

Prosapia dijo...

Fíjate que eso es algo que siempre he querido hacer, escribir una carta a cada una de las personas que me importaban. No hace mucho en la serie de los Soprano, vi en un capítulo que el protagonista le daba un libro, una especie de cuaderno a sus suegros y a su madre que debían ir escribiendo, explicando cómo fue su vida para que el día que murieran fuera entregado a sus nietos y supieran cómo fue su vida. Y es una idea que me gusta mucho, lo mismo lo hago el día de mañana :)
besitos!!

Elena dijo...

No te preocupes, seguro que si se lo explicas, M lo va a entender sin problema, es algo normal, y seguro que luego está ahí para darte un abrazo
A mí me pasa algo parecido con mi abuelo, ya hace 11 años que falleció y casi todos los días me acuerdo de él, le echo muchísimo de menos

Nekki, escritora dijo...

Bueno, quizás ha llegado el momento como bien dices de leer aquella carta... y estoy muy de acuerdo que quieras hacerlo en intimidad, sin que nadie te interrumpa ni siquiera tu chico...

Saludos!

Belén dijo...

No creo que M se ofenda, lo mas seguro es que lo entienda...

Y tu, querida, piensa que ella te va a hablar directamente,y que puedes releer esa carta las veces que quieras! no es maravilloso?

Besicos

Carnmars dijo...

Nais M lo va a entender perfectamente ya verás como sí, además q es muy lógico q tú quieras leer esa carta en soledad, como tú dices es el único lazo de unión fisica que queda entre tu abuela y tú!

Estoy segura de q cuando la leas pensarás ¿pq no lo hice antes? aunque llores volverás a sentirla más cerca!!!!

Nos quedan 3 días!!!

Besicos guapa.

Marea dijo...

Bueno, primero decir que llevo tiempo siguiendo tu blog y despues de emocionarme contigo y con tu abuela....... aqui estoy haciendo mi primer comentario en tu rinconcito. Pero es que no he podido dejar de hacerlo.......
Cielo, es precioso, es un regalo precioso el que os ha hecho tu abuela, disfruta de ese momento porque va a ser como tenerla a tu lado de nuevo. Es normal que ese momento lo quieras vivir con ella tu sola, M lo entenderá, no te preocupes por ello.
Me habeis emocionado, es estupendo, disfrutalo.
Un beso

Pablete dijo...

Naïs preciosa, sabes que siempre digo, que los hombres somos muy borricos. En este caso, sin embargo, sé que M va a comprender perfectamente que quieras leer la carta tu sola. Solo díselo y ya está.
Joder que envidia me das, cuanto daría yo por una carta así de mi padre o de mi madre....

Un abrazo bien fuerte, que hoy te lo has ganao, joia....

paquita dijo...

No se pero yo haría un pensamiento en frío y la leería, piensa que si tu abuela la escribió será por algo, ella creo ue hubiera querido que la leyeras. pero eso tienes que ser tú.
Cuando quieras te vienes para Mallorca y nos vamos de compras¡¡¡¡
Besotes

paquita dijo...

No había acabado de leer y ya te estaba aconsejando jajaj
No creo que M se enfade creo que lo entenderá, sabrá que quieres dar ese paso sola.
Besotes y animate

florci dijo...

Yo entiendo perfectamente que quieras estar sola, leerla en paz, a solas ella y tu. Seguro que M lo entenderá también, no es por nada malo, esque simplemente hay intimidades de cada persona que no puedes compartirlas con nadie, son tan tuyas que si alguien las conociera te sentirías desnuda y mal, al menos a mi me pasa eso con algunas cosas.
Muchos besazos guapa.

Betty Boop dijo...

Ya ha llegado el momento, pidele la carta a tu tia como nieta de tu abuela que eres, con toda naturalidad, tu marido seguro que lo entiende, es una cosa muy intima entru tu y tu abuela, seguro que te dejará llorar a gusto, porque a veces todos necesitamos llorar.
Espero que leas esa carta y que todo lo que deseas este escrito en esas palabras, y que tu abuela te bendiga desde donde esté.
Un beso.

Carnmars dijo...

Nos queda uuuuun día!!!!

Yo ya tengo hasta la maleta prepará!!!!!!...aunq con penica pq no voy a poder estar con mi chico la 1ra semana pero bueno se engancha despues jajaja!!!

Besicos.

migue dijo...

hola, este blog es para quedarse aquí horas leyendo, en serio...
vaya...yo también por circunstancias de la vida viví con mi abuela en sus últimos años -o casi-...pude medio despedirme de ella en el hospital, pero ella apenas podía hablar...es curioso, porque tardé tiempo en llorar su muerte, cosas de la vida...

saludos

África dijo...

Qué post más bonito y con más sentimiento.

Un beso

Juani dijo...

realmente tienes mucho valor si lees la carta yo no se si podria y seguro que tu M te entiende
saluditos

Jessika dijo...

Me habría encantado que mi abuelo hubiera hecho algo parecido... lo perdí hace 10 meses y aún no puedo dejar de verle cuando cruzo una esquina o cada vez que voy a casa de mi madre estoy esperando a verle...leela.
Besos.

Datos personales